Más sobre GredosMás sobre Gredos

InicioHistoriaViajes a principios del s.XX

Viajes a principios del s.XX

En la actualidad, desde Madrid se llega a Hoyos del Espino en algo más de dos horas, si el tráfico así lo permite, pero esto no siempre fue así. Esta historia está extraida del libro de Julio Chamorro González Gredos, un siglo entre piornales y roquedos.

Haciendo noche en Ávila

Hotel Ingles 1900A principios del siglo XX las expediciones a Hoyos venían principalmente en el tren Correo desde Madrid. Esa noche se pernoctaba en Ávila, en el Hotel Inglés (en la imagen de la izquierda de 1900) o en la Fonda del Jardín.

A las 4:30 de la tarde, de ese lugar partía la diligencia que unía Ávila con Arenas de San Pedro. Los viajeros se apeaban de la misma en la Venta de Santa Teresa en verano, o en la Venta del Obispo en invierno. Ese viaje desde Ávila tardaba cuatro horas.

 

 

 

Venta Santa Teresa 1901En la imagen de la derecha una fotografía de María Dolores Hernández Vegas, se puede observar como están arreglando el carro para la comodidad de los viajeros hacia 1901 en la Venta de Santa Teresa, estando en construcción la carretera hasta Gredos, el viaje se hacía en carro.

Hasta Hoyos del Espino quedaba aún un trayecto de tres horas a pie, aunque existía la posibilidad de concertar con la Sociedad Gredos-Tormes el desplazamiento a Caballo.

...y llegamos a Hoyos

Sociedad Gredos TormesYa en Hoyos el visitante podía elegir donde alojarse, porque tenía disponible entre otros la fonda de Justo Muñoz o la de Bonifacio Chamorro. Por la noche, Agustín González disponía de un salón de baile y una fábrica de gaseosas de bolillo.

Al día siguiente, con la Sociedad Gredos-Tormes podía contratar sus servicios: acemileros, cocineros, guías, material de montaña y caballos. Todo ello para el viaje al Refugio del Rey, construido por el Club Alpino Español. La tienda de campaña costaba 2 pesetas por persona, un guía eran 7,50 pesetas al día y un cocinero 5 pesetas al día...

Más información

A mediados de siglo se puso en marcha el servicio de taxi entre Ávila y Hoyos del Espino con El Packard de Muñoz, historia que también puedes leer en esta web.

Más historia

En el libro Por tierras de Avila de 1912 puedes leer sobre las primeras excursiones a Gredos:

libroLeón Roch, Por tierras de Ávila (impresiones de viaje), 1912

Otra reseña, esta de 1914 la encontramos en el libro Alpinismo castellano:

libroAndrés Pérez-Cardenal, Alpinismo castellano: guía y crónicas de excursiones por las Sierras de Gredos, Béjar y Francia, 1914

Y en 1915 en el libro Gredos de la Sociedad Gredos-Tormes encontramos este mapa de carreteras:

Mapa 1915

En 1918 se publicaba Riquezas patrias: Barco de Ávila, con algún dato más realista de lo que era la llegada a Gredos:

libroIsidro Muñoz Mateos, Riquezas patrias: Barco de Ávila, año 1917

En 1919, se publican también rutas a Gredos en el libro Yuste y la Sierra de Gredos, donde encontramos una reseña a la construcción de la actual carretera AV-941 (Venta Rasquilla-El Barco de Ávila, anteriormente C-500):

libroComisaría Regia de Turismo y Cultura Artística, Yuste y la Sierra de Gredos, 1919